Tags

, ,

El Estado “Ideal” para todos no existe, salvo en los  sueños

 de Platón, que en su onírica obra “La República” nos habla de un paraíso, regido por turnos entre los más sabios del lugar; pero eso no sería una democracia, sino una meritocracia fáctica, y para que pasara por una “democracia” no habría otra alternativa que la de hacer a todos los súbditos iguales; pero esa “solución” no  es tal, por el motivo de que, los mejores no son iguales, ni, con toda la razón, les da la gana serlo. Y justo por eso mismo, el Estado Igualitario e Ideal sólo es del agrado de las mentes  mediocres de gandules y delincuentes: basta para IGUALAR que los marginados “MARGINEN” a las personas de orden, y de entre las personas de orden, mucho más a los mejores; las personas de orden pueden ser o no mayoría, pero los mejores son una élite, siempre minoritaria, que lo es por méritos propios, y que no cree en un Estado Ideal que les resuelva los problemas, ni mucho menos quiere un Estado Igualitario, salvo que esa igualdad sea la de oportunidades, y exclusivamente ante una ley, eso sí, igual para todos

 Un precedente de Estado Ideal Igualitario sería el de la caribeña Isla de La Tortuga, en el siglo XVII paraíso de piratas, corsarios, filibusteros, y bucaneros. La Ley en la Tortuga básicamente  era la de que NO había Ley más allá de la disciplina a bordo del Barco Pirata, que en puerto, y una vez  la tripulación en tierra, tendía a ser laxa.

Inspirándose en la Tortuga, a una mente creativa de aquí y ahora le sería posible recrear, en su peor pesadilla, un Estado Ideal para el Honrado Gremio de Melenudos Varios, Marginales y Marginados, que abarcaría toda clase de colectivos conflictivos y morralla subvencionada o por subvencionar, como gandules,  perroflautas, criminales, okupas, manteros, mendigos, manifestantes profesionales, huelguistas aficionados, indocumentados, ideólogos agresivos, folloneros, pervertidos sexuales, separatistas, atizadores de cajera de supermercado, maltratadores de heladera embarazada, francotiradores sueltos a la caza de cabras desarmadas, terroristas, feminazis de flequillo y bigote, y abanderados del radicalismo islámico, 

y pudiendo ser, estos últimos, los sicarios de Mahoma, desde miembros del clero islámico y fieles, hasta simpatizantes laicos de la extrema zurdería; todo ello sin discriminar al sano del sifilítico: todos iguales en la salud y la enfermedad.

Esta idílica situación requeriría de un carísimo y antieconómico gobierno, que por fuerza tendría que ser rupturista y antisistema, basado en un Frente Popular; es lo que se conoce con el eufemismo de gobierno progresista y de cambio, para que “cuele” mejor; estos hipotéticos gobernantes necesitarían del apoyo de instituciones clave como

una policía de ámbito nacional poco operativa, como la BELGA, que no se sabe si está en busca del Terrorista del Sombrero o del Arca Perdida, y de una policía local o municipal debilitada por su propio ayuntamiento mediante la disolución de ciertas unidades clave y/o campañas de desprestigio; en este sentido los ayuntamientos

 de Madrid y Barcelona lo tienen claro, y por puro mimetismo con Barcelona, el de Palma de Mallorca está en ello y va “bien encaminado”.

En este ambiente de buen rollo, como Ministro del Interior encajaría perfectamente Alfonso Fernández Ortega, el  Alfón de la Auténtica Mochila de Vallecas, y como Jefe de Policia a sus órdenes   

 el Inspector Clouseau, belga, pero al que los belgas  atribuyen, dadas las limitaciones del personaje, la nacionalidad francesa; y si aún así, por casualidad o mala suerte lograran detener a un malhechor del Honrado Gremio de Melenudos Varios,

 la Bananera y Chavista “Justicia” del Nuevo Gomierdo de Cambio se encargaría diligentemente de exculparlo;  ¡toma triburrales y diligencias burriciales!. Ministro de la Justicia Esa bien podría serlo Andrés Bódalo, de verde en la foto, cada vez con más tiempo libre

debido a que la propiedad privada tendería a ser más o menos abolida, por lo que sus famosos asaltos a supermercados serían cada vez menos necesarios y más redundantes. De  expropiar se encargaría Juan Carlos Monedero, titular del nuevo Ministerio de Expoliaciones: ¡exprópiese!-¡expóliese!; total, antes de ir a por más grandes e importantes labores, ha empezado a practicar afanando unos cócteles y canapés a la Lomana y otra gente educada,

ensayos que han demostrado de sobra  que se le da bien el papeo de comida ajena; tanto que la pobre chica, harta, se ha pasado al bando contrario, VOX,

 desengañada de tanta perorata progresista; visto lo visto, nadie puede culparla, y para muestra un botón:

¿visto?, pues eso, como para salir corriendo, no volver, y refugiarse lo más lejos posible. Para evitar más huidas como esta, dentro o fuera del País y/o Partido Único Gomierdante, se encargaría del Ministerio Anti-Deserciones y Dimisiones Pablo Echenique,

 que con en el actual cargo de Secretario de Organización del Partido, va adquiriendo experiencia suficiente como para que la persecución de huidos y desencantados vaya sobre ruedas. Del Ministerio de Asuntos Extraterrestres (antes Exteriores), y aprovechando sus avistamientos de OVNIS, que invariablemente toma por F 18s, y los continuos viajes que hace a Bruselas para denunciar estas visiones suyas, 

 Raúl Romeva sería el hombre idóneo. Y para cabrear aún más a la Unión Europea, podría, el Nuevo Estado Igualitario, contar con la valiosa ayuda exterior del ex-ministro griego,

 Yanis Varoufakis, conferenciante en la actualidad, que es a lo que se dedican los políticos en paro. Y hablando de la “Unión” Europea, ese Estado Ideal para Chorizos, aparte de no pagar sus deudas ni cumplir con sus pactos, sin embargo si que podría hacerle caso a la “Unión” en cuestiones de Corrección Política; es más, este nuevo “Estado(?) Progresista podría dar lecciones a la “Unión” Europea de lo que es, o no es, políticamente correcto: seguro que  en Bruselas, la Lepe del Norte, tragarían;  para tal fin sería buena idea utilizar los servicios de la experta en vigilar a nuestra Guardia Civil     

Cecilia Malmström, actualmente Comisaria de Comercio, y antes de Interior; le complacería mucho ver al nuevo Estado de Chorizos con un ejército inexistente o débil, tal y como lo fue el libanés, cuando el Líbano fue invadido por los Pobrecitos Terroristas Palestinos

y las escasas Fuerzas Armadas de el antaño próspero país, conocido como la Suiza del Oriente Medio, no pudieron hacer nada. El Presidente Nominal (florero) del nuevo Gomierdo de Melenudos Varios, y Especialista en Rotura de Pactos, sería Pedro Sánchez, con el precedente de que lo primero que hizo, como Secretario General de los socialistas, fue justo romper un pacto internacional ya firmado por su partido en la Unión Europea, capital Bruselas; como el Sol y los Mirlos, que aunque en Bruselas manden adelantar el reloj una hora, en vez de levantarse una hora más temprano, y madrugar, se limitan a alumbrar, el uno, y a cantar, los otros, una hora más tarde; hablando de hacer trampas, nadie mejor que Pedro Sánchez, el Sol que alumbra, y el Mirlo o Mirlos que cantan; el Sánchez…hace de Sánchez.

Manejando los hilos del Gobierno del Estado Ideal y los de su Presidente Títere estarían, a SU izquierda (dcha. en foto) Pablo Iglesias, el Mesiánico, y a SU derecha (izda. en foto) vigilaría la moral cívica Albert Rivera, el santurrón Ned Flanders español(*).

       Y, ¿qué mejor que el eficaz Cristóbal Montoro continuara o continuase al frente de la “Agencia Tribu-Confiscatoria”, para seguir “recaudándonos” los cuartos?; saldría más barato que un nuevo ministro, ya que lo heredaríamos del sistema anterior, y por lo menos duraría hasta que se nos acabaran o acabasen la pasta, el crédito, y las ganas de jolgorio; por este orden. Y así fabricaríamos un    

ESTADO IDEAL PARA CHORIZOS, MELENUDOS VARIOS, Y QUE NO DECAIGA

(*) “Ned Flanders” español, enlace

https://bucker125.wordpress.com/2016/03/17/holier-than-thou-ned-flanders/ y juzguen Vds. mismos